Home / KrazyNews / Interesante / Jacob Barnett, niño autista con coeficiente mayor que el de Einstein

Jacob Barnett, niño autista con coeficiente mayor que el de Einstein

Jacob Barnett, es un un niño que fue diagnosticado con autismo severo a la edad de dos años. Jacob, dejó de hablar a la edad de dos años, cuando fue diagnosticado con esta condición y cuando a la edad de 4 años volvió a comunicarse de forma verbal, ya lo hacía en 4 idiomas.

Jacob Barnett, niño autista con coeficiente mayor que el de Einstein

Según los expertos, Jacob, no sería capaz de leer, escribir, ni de amarrarse sus propios zapatos. Diagnosticado específicamente con síndrome de Asperger, un tipo de autismo. La educación de Jacob la formaban en su casa rodeado de expertos en educación especial. Eran ejercicios de terapia interminable, centrados en desarrollar sus habilidades para cubrir sus necesidades más básicas.

Jacob Barnett_01

su madre, Kristine Barnett, en una entrevista con la BBC, dijo:

Cuando Jacob volvió a hablar, lo hizo en cuatro idiomas”, memorizaba cada calle de las ciudades donde íbamos de viaje y luego recreaba los planos en el suelo de nuestra casa con bastoncillos”.

Jacob Barnett_02

Jacob se entrenaba en silencio y una vez superó la barrera del habla a los 4 años, Jacob comenzó un sobresaliente aprendizaje que lo llevaría a la Universidad contando con apenas 11 años de edad. Un año más tarde ya recibía un sueldo como investigador de física cuántica. y asistía otros alumnos de la Universidad en sus trabajos como “profesor adjunto”. A sus 14 años, es un estudiante de la Universidad de Indiana,cursando un doctorado en física cuántica.

Ver video de Jacob en una de sus presentaciones:

The Spark

Kristine Barnett, recoge su historia en un libro en el que cuenta las dificultades y descubrimientos por los que ha pasado desde que su hijo fue diagnosticado con síndrome de Asperger.

Jacob Barnett_03

Como dijo en el programa televisivo BBC Breakfast, en un inicio tuvo dificultades para encontrar la educación adecuada para Jacob. Tras lidiar con terapeutas a diario, Kristine decidió ocuparse de la educación de su hijo y prepararlo para entrar a la escuela con otros niños.

 

¿Por qué nos empeñábamos en ‘arreglar’ a Jacob? Cada vez se encerraba más en sí mismo, se acurrucaba entre libros en los rincones de la casa y ya no jugaba con sus amigos”.

Se centraron en los aspectos positivos de Jacob y permitieron al niño hacer lo que mejor sabía, llenar el suelo y las paredes de modelos matemáticos.

Jacob Barnett_05

 

Para mí, aquellos patrones tenían mucho sentido. Salimos un día a ver las estrellas. Nos recostamos sobre el techo del auto, escuchando música jazz, y pasamos un tiempo madre e hijo fabuloso. Meses después, fuimos a un planetario local y Jacob alzó la mano para responder a todas las preguntas que un profesor hacía a un grupo de alumnos. Eran conceptos complejos de física que un niño de 3 años y medio no alcanza a comprender”

Jacob Barnett_06

A los 8 años, su obsesión por el Universo era tal, que comenzó a ir a clases en la Universidad. Se sentaba en la última fila, en silencio, pero no podía evitar responder a todas las preguntas del profesor.

 

Jacob Barnett_07

Jacob Barnett tiene una página web oficial, titulada Jacob’s Place (El lugar de Jacob), allí existe un área donde donar para niños que han sido diagnosticados con autismo.

 

Jacob Barnett_08

Fuente: http://www.bbc.co.uk / http://jacobbarnett.com

About coraly

Autor: Coraly Toro; Blogguer, Graphic Designer.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*