Home / KrazyNews / Insolito / Rubber Dollers-muñecas vivientes y la vida detrás de estos personajes

Rubber Dollers-muñecas vivientes y la vida detrás de estos personajes

Rubber Dollers-muñecas vivientes

Sherry es una mujer que muy pocos hombres rechazarían. Pero hay una trampa, Sherry no es realmente una mujer, en realidad ella es un promotor inmobiliario retirado de California llamado Robert. Robert es uno de un número creciente de hombres que visten con un traje de cuerpo elaborada, con pechos y vagina, diseñada para que se vean como las mujeres glamorosas que no son.

A diferencia de las personas transgénero, los rubber dollers, no sienten haber nacido en el cuerpo equivocado. Para ellos, vestirse como un miembro del sexo opuesto es simplemente una manera de divertirse. Barbie Ramos, propietaria de Femskin, una empresa que fabrica los trajes de silicona hechs a la medida de aproximadamente $850 dólares usadas porlos rubber dollers, dice:

No son personas extrañas, no son raras, son como tú y como yo”. “Nosotros para ellos, somos gente vainilla (vanilla people), simplemente en la noche o en ocasiones especiales, a ellos les gusta ponerse una máscara. ¿Por qué no?”

Rubber Dollers-muñecas vivientes_01

Su hijo Adam, quien también trabaja en Femskin, añade:

No creo que sería justo llamarlos gay o incluso que se sienten atraídos por otros hombres. Se trata de divertirse. Muchos de los hombres se divierten fingiendo ser mujeres. No todos ellos aún quieren ser mujeres seductoras. Algunos quieren ser brujas desagradables.

A diferencia de las personas transgénero, los rubber dollers no se siente nacido en el cuerpo equivocado, ese estilo de vida es sólo una manera de diversión.

Sin embargo para Robert, quien ha pasado los últimos 12 años vestida como Sherry, no parece ser así. A sus 70 años y tras tras un doloroso divorcio, las cosas no parecen tan simples. Dice:

Es por eso que hago esto, porque creo que luzco espectacular. Sencillamente no puedo creer que lo que estoy viendo reflejado en el espejo es un anciano de 70 años, si viera un anciano de 70 años reflejado en el espejo, dejaría de hacerlo”.

Rubber Dollers-muñecas vivientes_02

Cuando se le preguntó que el ve cuando mira su reflejo en el espejo, respondió:

Veo una mujer excitantemente hermosa” añadiendo – “Si yo viera una mujer así y ella me pidiera salir, yo diría que sí”.

Aparentemente para Robert salir y compartir con mujeres reales ha sido una especie de decepción. añade:

Ya ves, después de todo, tengo 70 años de edad y he intentado tener citas, las mujeres que conozco son generalmente entre los 55 a 60 años, algunas de ellos están en muy buena forma para su edad, pero no se ven así. Es muy difícil tener una cita cuando se tiene a alguien como Sherry para volver a casa.”

Rubber Dollers-muñecas vivientes_03

Pero no todos los rubber dollers tienen una vida amorosa con problemas. Para Joel, un camarero británico que vive con su novia, convertirse en Jessie es como un escape.

Yo sólo me divierto. Es como la extención de otro personaje dentro de mí que sólo quiere salir y divertirse. A veces me tomo fotos para poner en los sitios web de enmascaramiento, otras veces sólo para ser quien quiero ser ese día”

Su novia Mel es feliz de aceptar su alter ego (Jessie), Joel pasó 15 años ocultando su pasatiempo de sus padres y vecinos.

No hubiese caminado 20 pasos vestido como una muñeca porque sé que la sociedad en general en la zona en que vivimos estaría muy, muy en contra de ello”, explica. ¿Quién sabe lo que hubiera pasado?

Rubber Dollers-muñecas vivientes_04

Otro rubber doller es Jon, un padre de Minneapolis que trabaja en un almacén. De acuerdo con Jon, la transformación no sólo le hace sentir bien, sino que también le ayuda a relacionarse con sus hijas.

 Trato de encontrar la manera de encajar e involucrarme con mis hijas, a veces significa el maquillaje y las uñas y cosas así”, explica. Usted no tiene que tener miedo de otras personas si quieres vestir de una manera que te hace sentir bien. Un hombre en particular, en el que confío en el trabajo, él sabe que me puse los senos”.

Secrets of the Living Dolls

Pero no todo el mundo es tan comprensivo. Su primer matrimonio fracasó debido a la inclinación de este por el rubber dolling. La segunda esposa de Jon, Sunny, conoce sobre este pasatiempo.

Esto afecta mis relaciones porque hago mis prioridades y a veces las otras personas no están contentas con mi elección”, admite.

El Amigo de Jon, Vanessa, de 56 años de edad, padre de seis hijos , piensa que sí.

Cuando estoy en mi modo masculino, salgo en público y paso desapercibido, confiesa. “Cuando camino por la calle, la gente no me presta ninguna atención. Pero cuando me visto, coloco la máscara y la peluca; es ser una mujer caminando por la calle. Uno se convierte en una persona hermosa y gana mucha atención, y la atención no es algo que he obtenido mucho en mi vida”.

Muchas de estas historias se pueden ver en Secrets of the Living Dolls que se transmite en Channel 4

 

Fuente: DailyMail

About coraly

Autor: Coraly Toro; Blogguer, Graphic Designer.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*